Libertad!

Libertad!

lunes, 11 de enero de 2010

"Al final será derrotado"

El exiliado periodista y editor Rafael Poleo considera que hay tres elementos que podrian causar la caída del gobierno de Hugo Chávez en un futuro cercano

Por: Mario Szichman

Richard Nixon conocía a sus colegas políticos como la palma de su mano. En cierta ocasión, durante una de sus giras de campaña, su avión sobrevoló un área rural ­posiblemente en Iowa­ y Nixon comenzó a ofrecer a uno de sus acompañantes datos sobre los políticos que vi vían en la zona, incluidas sus predilecciones, sus vicios, y el nombre de sus vástagos.

Hay escasos periodistas en Venezuela que puedan competir con Nixon a la hora de conocer amigos y adversarios políticos, y entre ellos sobresale Rafael Poleo, quien desde hace más de medio siglo se dedica a hacer el inventario cotidiano de lo que ocurre en su país y en el mundo, y de los personajes que han mejorado o hundido nuestra historia.

Poleo enfrenta en la actualidad su segundo exilio político. El anterior fue en 1991, "cuando Carlos Andrés y Cecilia Matos me obligaron a salir de mi patria, usando para eso a dos juezas bellacas que me cubrieron de autos de detención", recordó.

En esta ocasión, Poleo debió abandonar Venezuela tras opinar, tal vez de manera descortés, que si el presidente Hugo Chávez no cambia el rumbo, su última visión de este mundo podría ser a la inversa de cualquier ser humano normal, reiterando el incómodo ejemplo de Benito Mussolini.

Este nuevo exilio no sorprendió a Poleo como el primero, pues "ya sabía lo que tenía que hacer. Lo más difícil es la instalación física para poder trabajar con eficacia. Eso me ha tomado varios meses".

En una entrevista que se prolongó varias horas ­ iniciada en su vivienda, continuada en un bar con excelente cerveza y muy recomendables frutos del mar y finalizada en un ocioso deambular por las calles de algún lugar del sur de la Florida donde volvió a demostrar su ojo para captar detalles­ Poleo habló con agudeza y sin rencor de sus problemas con el gobierno venezolano y de los problemas que tiene el gobierno venezolano para gobernar el país.

"A mi edad" ­–dice– se puede ser crítico, pero es difícil guardar rencor". Además, formuló interesantes pronósticos para 2010.

UN HOMBRE PELIGROSO
Rafael Poleo partió al exilio en julio de 2009, luego de recibir información de que la Fiscalía General de Venezuela "tenía órdenes superiores de forzarme a salir del país porque la llamada sala situacional había resuelto que mi presencia allá era peligrosa para el régimen", según dijo a TalCual.

Para principios de septiembre, estaba en Miami, "esperando más información, cuando llegó la noticia de que la Fiscalía me imputaba por incitar al magnicidio. En esos casos la alternativa es clara. Vas al tribunal, te imputan y en el mismo acto te dictan auto de detención.

Luego te dejan preso sin hacerte cargos, no importa lo que la Ley diga sobre lapsos procesales. ¿Qué es la Ley para un sociópata transgresor como Hugo Chávez?"

–­¿Por qué le aceptan a Chávez tanta arbitrariedad?
–­Chávez abusa de la distorsión ética que en el venezolano causaron tantas dictaduras, y tantos gobiernos democráticos atropelladores. Ese tipo de gobierno diluyó el concepto civilizado de la política. El venezolano no es demócrata. Es igualitario, que es otra cosa. El venezolano no cree en las normas. Es transgresor. Por eso, en ese sentido, Chávez nos representa tan bien. Chávez es un chico transgresor. El chico glotón que se come la torta cuando la mamá se duerme. Ese es el principal punto de sintonía entre Chávez y el venezolano.

Poleo recordó otros casos en que se eliminó toda separación entre el Poder Ejecutivo y el Poder Judicial, el más reciente el del empresario Eligio Cedeño, que estuvo casi tres años en la cárcel "sin que le hicieran juicio", y cuando una jueza dispuso su libertad, ésta terminó presa por orden de Chávez.

"En Venezuela el Ejecutivo hace lo que se le da la gana y parece ser dueño del Poder Judicial", dijo el periodista. Y en ese sentido, recordó un dicho "muy venezolano, anterior a la independencia, de que más vale una cuarta de juez que una vara de justicia".

CHÁVEZ Y SUS OPOSITORES
Cuando se le pide a Poleo que proponga una virtud y un defecto que distinga a Chávez del resto de los políticos venezolanos, dice que "Su virtud es la solidaridad con los humildes, que sí la tiene. Mira, el centro de todo proyecto económico o político debe ser resolver el problema de la pobreza. Especialmente en América Latina. Y cuidado, que esto no tiene nada que ver con los índices macroeconómicos. El auge en el mercado de valores suele ser inversamente proporcional al bienestar de la persona común. Pero además, Chávez cree en su proyecto. Y en ese sentido no es un bellaco. Los bellacos son los que están trabajando a su alrededor. En cuanto a su principal defecto, es la ausencia de escrúpulos civilizados. Tú sabes, en el mundo civilizado hay que tener respeto por los gobernados. Hay que tener pudor para violentar las normas. El no tiene nada de eso. Es incivilizado. A la manera como lo era Idi Amín Dadá. Nunca pude entender cómo los psicólogos del ejército de Venezuela no se dieron cuenta de que ese hombre era psicológicamente inepto para confiarle las armas de la República".

–­¿Cómo es posible que un hombre al que se achacan tantos defectos haya logrado durar tanto en el poder?
–­Chávez no se sostiene por sus virtudes. Chávez se sostiene gracias a la mediocridad intelectual, ética y moral de sus adversarios, con las excepciones a que haya lugar... y no dejes de poner eso de las excepciones.

Para Poleo, "el mayor enemigo de Chávez en este momento no es Antonio Ledezma, de quien podemos decir que es el jefe de la oposición, sino Diosdado Cabello, ministro de Obras Públicas, y otros como el ex vicepresidente José Vicente Rangel".

En ellos concurren, dice Poleo, "una cantidad de intereses chavistas, inclusive de militares chavistas con mando de tropa. Ellos consideran que el proceso debe seguir, pero eliminando ciertas características, como la de enfrentarse a EEUU y aliarse con un perdedor como Irán. Esos intereses chavistas están buscando la manera de salir de Chávez".

Por eso, dice Poleo.....
Publicar un comentario