Libertad!

Libertad!

miércoles, 27 de enero de 2010

GASES LACRIMÓGENOS Y LA SALUD: PREVENCIÓN Y MANEJO

José Félix Oletta L.
Ana C. Carvajal


Presentación


Los gases lacrimógenos son armas químicas que han sido utilizados por los cuerpos policiales para controlar o disolver manifestaciones públicas. Cuando son usados de manera indiscriminada en contra de ciudadanos que marchan y manifiestan pacíficamente, este uso se convierte en una violación de los derechos humanos, que vulnera la libertad de manifestación pacífica y de expresión los cuales son derechos fundamentales de los seres humanos.


El uso de estas armas para disolver manifestaciones públicas pacíficas está prohibido por la Constitución y la Convención sobre Armas Químicas de las Naciones Unidas.

El artículo 68 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela dice:

"Los ciudadanos y ciudadanas tienen derecho a manifestar, pacíficamente y sin armas, sin otros requisitos que los que establezca la ley.

Se prohíbe el uso de armas de fuego y sustancias tóxicas en el control de manifestaciones pacíficas. La ley regulará la actuación de los cuerpos policiales y de seguridad en el control del orden público."


En Venezuela, entre octubre de 2008 y septiembre de 2009, se produjeron 2.893 manifestaciones, 2.822 de orden pacífico (97,54%).En número mayor en la última década. Con respecto al período anterior (2007-2008), se produjo un incremento de 64,09%. (1)


De las 2.822 manifestaciones pacíficas, 187 fueron reprimidas (6,26%). Este porcentaje refleja un aumento al compararlo con el período anterior cuando alcanzó el 4,94%. Una de cada 20 manifestaciones pacíficas fueron reprimidas entre 2007 y 2008 y una de 15 entre 2008 y 2009.(1)


Los instrumentos de represión han sido la fuerza física, el uso de proyectiles de "perdigón" y las armas químicas.

Hemos observado como en nuestro país el incremento del uso de esta forma de control y represión de manifestaciones públicas, se ha realizado indiscriminadamente y con desproporción, sin tomar en cuenta que en muchas de esas manifestaciones se pueden encontrar personas discapacitadas, de edad avanzada, embarazadas y jóvenes. Los cuales han sido y son expuestos a los gases en ambientes abiertos y otras veces cerrados, cuya concentración causa daños inmediatos en su salud y potenciales perjuicios adicionales.



A continuación les presentamos (en archivo anexo .pdf) una revisión sobre los Gases Lacrimógenos, realizada por el Dr. Alejandro Rísquez, médico pediatra, epidemiólogo y profesor universitario y asesor científico de la Comisión de Epidemiología de la RSCMV, que se ha ocupado con interés del tema y a quien agradecemos su valiosa cooperación; por cierto este tipo de exposición es un factor de riesgo adicional para la salud de los venezolanos, (aunque,no tan nuevo). En el texto, se pueden revisar los agentes químicos más utilizados, las manifestaciones clínicas y el abordaje clínico y terpéutico que debe realizarse en una persona expuesta a estos gases. Esperamos sea de su utilidad.



(1) Provea Informe Anual. (2009). (octubre de 2008-septiembre de 2009). Capítulo 16. p 295
Publicar un comentario